Home > Sin categoría > NO PREJUICIOS y la Federación de Mujeres Gitanas KAMIRA manifiestan su repulsa ante los hechos acaecidos en el municipio sevillano de Estepa el pasado 5 de julio

El pasado viernes 5 de julio, en Estepa, Sevilla, tuvo lugar una manifestación no autorizada, convocada a través de las redes sociales en la que participaron unos 400 vecinos y tras la cual algunos de los participantes en dicha concentración asaltaron varias casas, prendiendo fuego a dos de ellas y “rescatando” diversos objetos supuestamente sustraídos. La manifestación se convocó como medida de protesta ante la oleada de robos y atracos que, sufre  la localidad desde hace meses y  que atribuyen, siempre según la versión de los vecinos, a una familia gitana a la que denominan “clan de los Chorizos “.  Desde la Federación Kamira queremos manifestar lo siguiente:

  • Nuestra repulsa y más absoluto rechazo a cualquier manifestación de este tipo, es totalmente inadmisible permitir que un grupo de vecinos se tome arbitrariamente la justicia por su mano, asaltando y quemando las viviendas de otros ciudadanos, independientemente de su participación o no  en los hechos esgrimidos como justificación a tal atrocidad.
  • Exigimos que sean las autoridades públicas quienes, en aplicación de la legislación vigente, actúen de inmediato y con la contundencia necesaria ante este tipo de situaciones, identificando cuanto antes a los autores de los hechos descritos y actuando en consecuencia.
  • Expresar nuestra más honda preocupación por el hecho de que, una vez más, se generalice y criminalice, no solo a toda una familia sino  a la comunidad gitana en general, con los perjuicios que ello conlleva de cara a una convivencia pacífica.
  • Exigimos además que, en el supuesto de http://www.achaten-suisse.com/ que se demuestre realmente la culpa de alguno o algunos miembros de esta familia en los hechos que han desatado esta reacción por parte de algunos vecinos de Estepa, sean así mismo identificados de manera individual y se evite la atribución generalizada a todos los miembros de esa u otras familias gitanas de los  supuestos comportamientos que dan origen a esta situación.
  • Pedimos también a los medios de comunicación que, en estos supuestos, eviten expresiones del tipo “clanes gitanos”, y que se refieran, como con el resto de la población, simple y llanamente a supuestos delincuentes, evitando de esta manera la estigmatización y criminalización de toda la comunidad gitana.
  • Recordar por último que vivimos en un estado de derecho, que cada persona, considerada individualmente, es responsable de sus propios actos y que, de igual manera, individualmente, ha de responder por ellos. De ahí la importancia de que las autoridades velen por los derechos de todos los ciudadanos,independientemente de su origen étnico, evitando las generalizaciones que tanto dañan la convivencia y que tanto perjudican la imagen de la comunidad gitana en su conjunto.
  • En definitiva y por todo lo anteriormente expuesto, instamos al Servicio de Delitos de Odio y Discriminación de la Fiscalía Provincial de Sevilla que abra diligencias por si los hechos descritos fuesen constitutivos de un delito racial o étnico, tal y como establece nuestra legislación vigente y la Directiva 2012/29/UE del Parlamento Europeo y del Consejo por la buy cialis que se establecen normas mínimas sobre los derechos, el apoyo y la protección de las víctimas de delitos, incluyendo las víctimas de delitos de odio.